Pescados y Marisco

Trucha con salsa de mantequilla

Esta receta de trucha con salsa de mantequilla es perfecta para una comida especial. Con una cama de verduras, unos lomos de trucha cocidos y una salsa de mantequilla finísima, conseguirás un plato delicioso.

Trucha con salsa de mantequilla

La trucha con salsa de mantequilla que proponemos es una opción ligera, saludable y nutritiva. La única grasa que lleva es un pelín de mantequilla en la salsa. No hay fritura ninguna (todo va cocido) y, como ves en la imagen, el resultado es de diez.

La trucha es un pescado muy sabroso, de la misma familia que el salmón, que combina muy bien con salsas ligeras, como esta de mantequilla. Para ahorrar tiempo, pide en la pescadería que  limpien las truchas y les saquen los lomos.

Si te gustan las recetas con este tipo de pescado, tienes que probar la trucha a la plancha con gambas, los mini tacos de salmón con crema de aguacate para el aperitivo, el salmón confitado, el tartar de salmón y aguacate, el salmón con salsa de naranja, el salmón ahumado, que hecho en casa es una delicia, el salmón en costra y el salmón ahumado a la plancha. Vamos a por la receta.

Ingredientes de la trucha con salsa de mantequilla para 2 personas:

  • 4 lomos de trucha (2 truchas).
  • 2 zanahorias.
  • 1 puerro.
  • 6 bolas de pimienta negra.
  • 2 nueces de mantequilla (8 – 10 gramos aproximadamente) + 4 cucharadas de mantequilla para la salsa.
  • 1 cebolla mediana.
  • 30 ml. de vino blanco.
  • Unas gotas de zumo de lima.
  • 1,5 – 2 litros de caldo de pescado.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación de la trucha con salsa de mantequilla:

– En una cazuela amplia en la que quepan los 4 lomos de trucha sin amontonarse, añade el caldo. Tiene que haber caldo justo para cubrir a ras el pescado.

Trocea el puerro, la zanahoria y media cebolla muy finamente.

Echa las verduras a la cazuela y pon a calentar la mezcla. Comprueba que el caldo está bien de sal, si hiciese falta, añade sal al gusto.

– Cuando esté a punto de hervir (a 80 grados), coloca los lomos de pescado con la piel hacia abajo y tapa la cazuela. Cocina la trucha con las verduras durante 3 minutos.

– Mientras se cocina, añade las dos nueces de mantequilla a un cazo y caliéntalo a fuego lento.

Corta en trozos muy finos la media cebolla que te queda y, cuando la mantequilla esté derretida, échala en el cazo. Pocha la cebolla, es decir cocínala a fuego muy bajo hasta que quede tierna y transparente.

– A continuación, riega con el vino blanco, sube el fuego para que hierva y se evapore el alcohol ligeramente.

Riega con 6 – 7 cucharadas de caldo de las truchas y retira el cazo del fuego.

Añade las 4 cucharadas de mantequilla restantes, de una en una, y ve emulsionando la mezcla con una varilla (fuera del fuego). A medida que vayas batiendo, la salsa irá ganando cuerpo.

– Prueba la salsa, añade sal si fuese necesario y riega con un chorrito de zumo de lima (al gusto).

–  Cuando el pescado esté listo, sácalo del caldo y quita la piel de los lomos.

– Cuela el caldo y guárdalo para otra preparación. Será perfecto para usar para una sopa de pescado.

– En una fuente, coloca una cama de las verduras que has cocido con el pescado, un lomo de trucha sobre ellas y riega con un chorrito de aceite de oliva, sal y pimienta. Para terminar, riega el lomo de trucha con la salsa de mantequilla.

– Y ya solo te queda disfrutar de esta deliciosa trucha con salsa de mantequilla.

Autor: Chipirón

Más recetas de pescado que tienes que probar:

También puede interesarte ...

Sin comentarios

Deja una respuesta