Receta. Polvorones caseros

¿Quieres aprender a preparar unos deliciosos polvorones caseros de almendra? Te damos la receta de este tradicional dulce navideño. ¡No te la pierdas!

 Polvorones caseros de almendra

Los polvorones son uno de los dulces navideños que inundan las mesas durante la Navidad. Junto con los mantecados, el mazapán y el turrón se convierten en clásicos de estas fechas.

Como ya os hemos adelantado, este año nuestro objetivo es hacer todos estos dulces en casa… ¡No tienen comparación! Y hoy le ha tocado a los polvorones caseros.

Ésta es una receta tradicional de polvorones, los típicos polvorones de almendra que se deshacen en la boca al primer bocado. Además, a diferencia de lo que pueda parecer, es una receta sencilla que se prepara en muy poco tiempo.

Otros contenidos interesantes

Ingredientes para los polvorones caseros:

  • 125 gr. de manteca de cerdo.
  • 250 gr. de harina.
  • 60 gr. de almendra en polvo.
  • 75 gr. de azúcar glas.
  • 1/2 cucharadita de canela.
  • 1 pizca de sal.
  • Azúcar glas para decorar.

Preparación de los polvorones caseros:

Tuesta la harina, para ello échala en una bandeja y hornéala a 180 grados durante unos 15 minutos. Debe adquirir un tono amarillo, pero no debe coger demasiado color.

– Pasado ese tiempo, saca la harina del horno y déjala enfriar hasta que quede templada.

– Después mezcla la harina con la manteca hasta conseguir una crema. Te ayudará que la manteca esté a temperatura ambiente, de esta forma será más fácil trabajar con ella.

– Ahora, añade el azúcar, la canela y una pizca de sal.

– Mezcla todo bien con ayuda de una cuchara de madera.

– Finalmente, incorpora la almendra en polvo y trabaja bien la masa hasta que estén todos los ingredientes perfectamente integrados.

– Cuando tengas una masa homogénea, divídela en dos partes.

– Lleva una de las partes a la mesa de trabajo, forma un cilindro de unos 2 centímetros de grosor con la masa y corta porciones de unos 25 gramos.

Haz bolas con las porciones de masa y colócalas en una bandeja de horno con papel vegetal.

Aplástalas ligeramente con los dedos dejándolas de un grosor de 1,5 centímetros aproximadamente.

– Es importante que dejes cierta separación entre los polvorones para que al hornearlos no se peguen entre sí.

Hornéalos a 225 grados durante 7 minutos o hasta que veas que están ligeramente dorados. Es importante que no se tuesten en exceso porque sino amargarán.

– A continuación, sácalos del horno y déjalos enfriar antes de manipularlos. Si los tocas antes, se romperán.

– Cuando estén fríos, espolvorea azúcar glas por la superficie de los polvorones y puedes envolverlos en papel de seda.

– Y ya solo te queda disfrutar de estos deliciosos polvorones caseros.

Autor: Cigalita

Más dulces navideños:

Receta: Cómo hacer mazapán casero
Receta: Mantecados caseros
Receta: Roscón de Reyes
Receta: Panettone, un dulce navideño

 

4.7/5 (3 Reviews)

12 comentarios en «Receta. Polvorones caseros»

  1. Hola Carolina,

    Tuesta la harina sin la función turbo, calentando arriba y abajo con la bandeja en una zona media del horno. Es muy importante vigilarla para que no se queme y moverla de vez en cuando.

    Ya nos contarás qué te parecen los polvorones.

    Un abrazo.

  2. Tengo ganas de hacerlo mañana te contare como me salen. mi horno tiene turbo (aire) tengo que tostar la harina con el turbo o horno arriba y abajo gracias un saludo carol

  3. Hola Alicia,

    Estos son sencillísimos. Solo tienes que tener en cuenta una cosa: al hornear no pasarte y que no se quemen ni doren en exceso los polvorones. Si e pasas de horneado, amaragarán.

    Por lo demás, es una receta sencillísima.

    Un abrazo.

  4. Este año me he propuesto hacer los polvorones. Tu receta es tan sencilla de hacer que me lanzo a hacerlos. Espero que me queden igual de bien. Feliz Navidad.

  5. Hola Sara,

    Los polvorones son unos dulces navideños que no llevan levadura, no tienen que quedar duros. Deben quedar unos dulces que al morderlos se deshacen. Si te han quedado duros puede ser por un exceso de horneado.

    Como siempre decimos, cada horno es un un mundo. Así que, te recomendamos que pruebes a hornearlos algo menos de tiempo o una temperatura más baja.

    ¡Ya nos contarás! Mucho ánimo a la próxima seguro que te quedan perfectos. Un abrazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.