Trucos para madurar un aguacate en poco tiempo

¿Siempre que compras aguacate está duro como una piedra? Estos trucos para madurar el aguacate en poco tiempo te resuelven el problema.

Trucos para madurar un aguacate en poco tiempo
Trucos para madurar un aguacate en poco tiempo.

El aguacate es una fruta que cada vez se consume en más hogares de nuestro país. Antes era bastante poco común verlo en supermercados y fruterías y sin embargo ahora forma parte de la cesta de la compra de infinidad de personas. Y es que, además de ser muy saludable, tiene la cualidad de ser muy versátil y se puede tomar en ensaladas, tostadas, se puede preparar un guacamole para el aperitivo e incluso usarlo en postres, donde aporta textura cremosa y poco sabor.

El problema está en que encontrar un aguacate en su punto óptimo de maduración es casi misión imposible y si lo compras ya blando, te arriesgas a que al abrirlo esté completamente negro y tengas que tirarlo.

¿Qué hago si está duro como una piedra? ¿Tendré que esperar varias semanas hasta poder usarlo? Te damos algunos trucos sencillos y efectivos para acelerar un poco este proceso y que puedas disfrutar de tus aguacates en su punto lo antes posible.

¿Cómo saber si un aguacate está maduro?

Antes de meterse en materia es importante saber cómo reconocer si está maduro o no. Para ello, hay que fijarse en tres aspectos clave: el color, la textura y el tallo.

En lo que tiene que ver con el color, por regla general hay que saber que los aguacates verdes suelen estar duros y sin sabor, mientras que los negros suelen estar pasados y con manchas marrones en el interior. El color ideal es un verde oscuro con tonos morados o marrones, que indica que está en su punto óptimo de maduración. Aunque, como hay diferentes variedades, el color no es el mejor indicativo para saber si está o no en su punto exacto de maduración.

La textura sí es más relevante para acertar y es que los aguacates duros no ceden a la presión, mientras que los aguacates blandos se hunden al tocarlos. La textura ideal es firme pero ligeramente blanda, que indica que está cremoso y jugoso por dentro.

Y en lo que tiene que ver con el tallo, siempre tienes que comprar esta fruta con tallo y fijarte que ni esté seco ni sea demasiado verde. Un tallo seco o un aguacate sin tallo, suele estar pasado y ser inservible mientras que el que tiene un tallo verde, no está maduro. El tallo ideal es marrón y se desprende fácilmente, lo que indica que esta fruta está en su punto.

Trucos para madurar un aguacate rápido

Si has comprado un aguacate verde y quieres tenerlo perfecto rápidamente, estos trucos para madurar el aguacate en poco tiempo son para ti:

1. Envolver el aguacate en papel de periódico

Este es uno de los trucos más conocidos y sencillos para madurar un aguacate. Consiste en envolverlo en papel de periódico y dejarlo en un lugar cálido y oscuro, como un armario o un cajón.

De esta forma, se crea un ambiente que favorece la liberación de etileno, un gas que acelera el proceso de maduración de las frutas.

El tiempo estimado para que el aguacate madure con este método es de uno o dos días, dependiendo de lo verde que esté.

2. Meter el aguacate en una bolsa de papel con una fruta

Este truco es similar al anterior, pero se le añade una fruta que también emita etileno, como una manzana, un plátano, una pera o un tomate.

De esta forma, se potencia el efecto del gas y se reduce el tiempo de maduración.

El procedimiento es el mismo: se mete el aguacate y la fruta en una bolsa de papel, se cierra bien y se deja en un lugar cálido y oscuro.

El tiempo estimado para que el aguacate madure con este método es de unas 12 o 24 horas, dependiendo de en qué punto estaba originariamente.

3. Meter el aguacate en el microondas

Este es el truco más rápido y radical para madurar un aguacate, pero también el que más puede alterar su sabor y su textura. Consiste en meter el aguacate en el microondas durante unos segundos, lo que provoca una reacción química que ablanda la pulpa y cambia el color de la piel.

Para ello hay que pinchar el aguacate con un tenedor por varios sitios, envolverlo en papel de cocina y calentarlo en el microondas a máxima potencia durante 10 segundos. Después solo hay que sacarlo, dejarlo enfriar y ver si se ha ablandado. Si no lo está, se repite el proceso hasta conseguir el punto deseado.

El tiempo estimado para que el aguacate madure con este método es de unos minutos, dependiendo de lo verde que esté. Pero, tal y como hemos apuntado al principio, se altera el sabor y la textura de esta fruta.

Y con estos tres sencillos trucos para madurar el aguacate en poco tiempo, lo tendrás en su punto siempre que la necesites para tus recetas.

Preguntas frecuentes sobre el aguacate que te interesará saber:

Una vez vistos estos consejos para madurar el aguacate en poco tiempo, respondemos a algunas de las preguntas frecuentes que nos hacéis sobre esta deliciosa fruta:

¿Cómo se pela un aguacate?

Para pelar un aguacate, se corta la fruta longitudinalmente con un cuchillo hasta alcanzar el hueso, se giran las dos mitades una contra la otra y se separan. Luego, se clava el cuchillo en el hueso y se retira con cuidado. Se extrae la pulpa con una cuchara o se pela con las manos, quitando la piel con los dedos.
Hay que tener mucho cuidado en el momento de clavar el cuchillo en el hueso, porque puedes cortarte y la cosa puede acabar en disgusto.

¿Cómo se conserva un aguacate maduro?

Para conservar un aguacate maduro, se puede guardar en la nevera, envuelto en papel film o en un recipiente hermético, para evitar que se oxide y se ponga marrón. También se puede congelar, pelado y troceado, en una bolsa de congelación y usarlo posteriormente para cremas o guacamole. Pero, ten en cuenta, que si lo congelas vas a alterar su textura y sabor.

¿Qué beneficios tiene el aguacate para la salud?

El aguacate es una fruta muy saludable que aporta grasas monoinsaturadas, que ayudan a reducir el colesterol malo y a prevenir las enfermedades cardiovasculares. También contiene proteínas, fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes, que contribuyen a mejorar la digestión, la visión, la piel, el cabello, el sistema inmunitario, el sistema nervioso y el estado de ánimo. Además, el aguacate tiene un efecto saciante, que ayuda a controlar el apetito y el peso.

Recetas con aguacate que no te puedes perder:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.