Sopas y salsas

Passata de tomate (salsa de tomate para las pizzas)

La passata de tomate es un puré o salsa de tomate italiana que se utiliza como base para las pizzas. Descubre cómo hacerla en casa para preparar pizzas estratosféricas.

Passata de tomate para pizza - Paso 1

Nos encanta la pizza, desde hace muchos años preparamos nuestra propia masa y disfrutamos de esta delicia en casa. A medida que ha ido pasando el tiempo, hemos ido descubriendo trucos e ingredientes que hacen que las pizzas caseras sean muy parecidas a las que se preparan en Italia en un horno de leña.

Siempre hemos tenido muy claro que es fundamental usar una buena salsa de tomate, de hecho siempre usábamos nuestro tomate frito casero. ¿El problema? Que es una salsa líquida que humedece la masa y hace que no quede lo crujiente que debiera.

La passata de tomate en cambio es una pasta de tomate muy espesa, donde prácticamente no queda agua y tiene un sabor más potente a tomate que el tomate frito. Es un puré concentradísimo resultado de cocinar a fuego muy lento durante mucho tiempo tomate.

Lo ideal cuando hagas esta receta es hacer mucha cantidad y congelar para tener siempre disponible para tus pizzas caseras. Te vamos a dar dos alternativas, una más rápida (con tomate natural triturado) y otra con tomates enteros, que es más lenta pero igual de rica, para que elijas tu opción preferida.

Si tú a ti también te encantan las pizzas caseras, lo primero que tienes que hacer es animarte a preparar tu propia masa casera; y una vez tengas la masa, te animes con diferentes opciones como la clásica pizza pepperoni, con el chorizo picante italiano que está de vicio; la pizza marinera, de atún y gambas es la opción ideal para los amantes del pescado; la de verduras es la opción más ligera y no menos deliciosa que las anteriores; la pizza ibérica es otra de las que nunca fallan; y la barbacoa con ternera, la favorita de los carnívoros. Vamos a por la receta.

Ingredientes para la passata de tomate casera:

  • Tomates de pera (o tomate natural triturado para la opción exprés).
  • Sal al gusto.
  • Azúcar al gusto (para corregir la acidez).

Preparación de la passata de tomate casera:

– Pon a calentar una olla con abundante agua.

– Haz una cruz en el culo de los tomates con un cuchillo.

– Cuando el agua rompa a hervir, añade los tomates de pera y mantenlos en el agua durante 2 o 3 minutos.

– A continuación, pásalos a un bol con agua fría.

Sácalos y pélalos. Verás que la piel se desprende sin ninguna dificultad.

– Una vez pelados, échalos en trozos gruesos en el vaso de la batidora y tritúralos hasta obtener un puré. Como el tomate de pera prácticamente no tiene semillas, no hace falta colar la mezcla.

Vierte el puré de tomate en una cazuela de fondo amplio y ponla a calentar a fuego bajo (puedes empezar a calentando a fuego medio para que coja algo de temperatura) pero luego debes cocinarlo a fuego muy lento (al 2 en una placa de inducción que tiene graduación de 1 a 9), casi sin que burbujee.

Cocina el tomate hasta que quede convertido en pasta, prácticamente no debe tener líquido.  Es importante ir removiendo de vez en cuando para que no se pegue, especialmente cuando empiece a espesar. Tardarás varias horas en tenerlo.

– Una vez reducido, añade sal y azúcar al gusto, aunque no te pases con el azúcar tiene que mantener parte de la acidez.

– Puedes conservarla en tarros esterilizados que puedes sellar al vacío y guardar en la despensa. En nuestro caso este sistema no nos resulta útil porque usamos poca cantidad en cada pizza y al final el bote termina poniéndose malo. Lo que hacemos en guardar paquetitos de passata con la cantidad que usamos para cada pizza en papel film congelados. En el momento de usarla solo tenemos que descongelar el paquetito, remover la passata y usarla en nuestras pizzas.

También es una pasta muy útil para usar en sofritos, ya que tiene el sabor muy concentrado a tomate.

Passata de tomate para pizza - Paso 2

Passata usando tomate natural triturado (versión exprés):

– Al usar tomate natural triturado te saltas la parte del escaldado, pelado y triturado de los tomates.

– Solo tienes que añadir el tomate natural triturado a la cazuela y reducirlo hasta que quede convertido en una pasta. Te ahorras los primeros pasos.

– Luego añades sal y azúcar al gusto (teniendo en cuenta que el tomate natural triturado ya suele llevar algo de sal, por lo que necesitarás menos cantidadD) y lo tienes listo para guardar.

– Y con estos consejos consigues una deliciosa passata de tomate para dar un toque especial a tus pizzas caseras.

Autor: Cigalita

Recetas de platos italianos en los que utilizar esta salsa de tomate:

También puede interesarte ...

1 comentario

  • Respuesta BEATRIZ IGLESIAS 12 febrero, 2019 at 9:05

    Me ha encantado la receta de esta passata para pizzas. Creo que el sabor concentrado del tomate dará un sabor increíble al combinarlo con los otros ingredientes. Además no hay nada peor que una pizza que moja la masa. Además es muy fácil.
    Gracias por compartirla!

  • Deja una respuesta

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.