Berenjenas a la parmesana. Receta italiana

5/5 (1 Review)

Te enseñamos a preparar unas sabrosas berenjenas a la parmesana. Una receta italiana que es muy fácil y está de vicio.

Las berenjenas a la parmesana no son otra cosa que láminas de berenjena cocinadas a la plancha (o fritas) que se alternan con salsa de tomate, mozzarella fresca y queso parmesano y que se terminan al horno. El resultado es un capricho con todas las letras.

Como verás, este plato tiene más de montaje que de receta, porque básicamente consiste en cortar la berenjena, dejarla reposar con sal para que pierda parte del agua, marcarla a la plancha y alternar capas de salsa de tomate con capas de berenjena y queso. Después hay que rematarla al horno para que el queso se funda y a disfrutar de esta delicia que, eso sí, ligera no es.

En muchas recetas proponen freír la berenjena, en nuestro caso hemos preferido cocinarla a la plancha para que absorba menos aceite, pero puedes hacerlo como más te guste. Por otro lado, hay quien usa tomate frito para esta receta, nosotros recomendamos hacer una salsa de tomate usando tomate natural triturado y especias.

Si a ti también te gustan este tipo de recetas de verduras, no te puedes perder las berenjenas con salsa de yogur y tahini que son sencillísimas de preparar y están de vicio; los canelones de calabacín rellenos de carne picada son un acierto siempre que los preparas; el brócoli especiado en freidora de aire (o ‘air fryer’) está delicioso y es ideal para servir de aperitivo o como guarnición en una comida; igual que la coliflor al horno con especias, que con el toque de cúrcuma queda deliciosa.

Los canelones de berenjena rellenos de queso y nueces, son también ideales para cualquier comida (¡gustan a todo el mundo!); los bastoncitos de calabacín al horno con queso parmesano son muy sencillos y perfectos para un aperitivo; el pastel de coliflor y champiñones te sirve para tomar tanto de primero como de guarnición; con el colirroz a la cubana (o falso arroz de coliflor) comerás verduras casi sin darte cuenta y con las albóndigas de verdura tampoco vas a fallar. Vamos a por la receta de las berenjenas a la parmesana.

Ingredientes de las berenjenas a la parmesana para 4 personas:

  • 2 berenjenas de 350 gr cada una.
  • 2 bolas de mozzarella de 125 gr cada una.
  • 700 gr de tomate natural triturado.
  • 100 gr de queso parmesano rallado.
  • 2 huevos medianos.
  • 10 – 12 gr de mantequilla (opcional).
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Albahaca y orégano también al gusto.
  • Azúcar (opcional, para corregir la acidez del tomate si hace falta).
  • Sal gruesa para las berenjenas.

Preparación de las berenjenas a la parmesana:

Corta las berenjenas de forma longitudinal (con piel) en rodajas de medio centímetro de grosor, aproximadamente.

Coloca una capa de berenjena sobre un escurridor y espolvorea sobre ellas una capa generosa de sal gruesa. Pon otra capa de berenjenas sobre la sal y repite esta operación hasta que acabes con toda la verdura. Tapa con un plato y déjalas reposar entre 45 minutos y 1 hora.

– Mientras tanto, pon a calentar el tomate en una cazuela amplia con sal, pimienta, orégano y albahaca al gusto. Cocínalo a fuego medio, removiendo para que no se pegue, durante unos 20 o 25 minutos o hasta que haya espesado y cambiado ligeramente de color.

– Prueba la salsa de tome y si ves que está muy ácida, puedes añadir una cucharadita de azúcar para eliminar la acidez.

Escurre el suero de las bolas de mozzarella (y no lo tires, guárdalo para hacer un pan de suero de leche o un bizcocho) y sécalas.

Corta el queso en rodajas y déjalo secar en un plato con papel absorbente.

– Transcurrida la hora de reposo de las berenjenas, pon a calentar el horno a 180 ºC, calor arriba y abajo.

Lava las láminas de berenjena para eliminar la sal y sécalas muy bien con un papel de cocina.

– Pon a calentar una sartén amplia con unas gotas de aceite y marca la berenjena por ambos lados.

Casca los huevos en un plato hondo y bátelos.

– Pon dos o tres cucharadas de salsa de tomate en una bandeja apta para el horno.

Coloca una capa de berenjena sobre el tomate, encima pon unas rodajas de mozzarella (no hace falta cubrir las berenjenas por completo), espolvorea un poco de queso parmesano sobre estos ingredientes y termina con dos o tres cucharadas de huevo batido sobre estos ingredientes.

Vuelve a repetir la misma operación hasta acabar con todos los ingredientes, es decir, capa de tomate, mozzarella, queso parmesano y huevo batido.

Acaba con una capa de berenjena, añade un pelín de tomate sobre la misma, espolvorea queso parmesano y, si quieres, pon unos daditos de mantequilla encima del queso.

Hornea las berenjenas a la parmesana durante 30 minutos a 180 ºC, calor arriba y abajo o hasta que veas que el queso está fundido y la superficie ligeramente dorada.

– Deja templar y prepárate para disfrutar de un delicioso plato de berenjenas a la parmesana.

Más recetas con verduras que no te puedes perder:

5/5 (1 Review)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.