Bizcocho de manzana fácil y esponjoso

4.7/5 (6 Reviews)

Este bizcocho de manzana fácil y esponjoso es ideal para la merienda e incluso para tomar a modo de tarta. ¡Esta receta te va a encantar!

Receta. Bizcocho de manzana

Este bizcocho de manzana puede pasar fácilmente por una tarta. Es un dulce perfecto para sorprender a la familia.

Siempre que preparamos un bizcocho a base de fruta conseguimos que quede con un toque muy jugoso. En este caso tenemos un clásico que gusta a todo el mundo y que terminamos decorando con unas láminas de manzana que le dan un toque muy especial a este dulce. Como verás, es una receta muy sencilla que solo requiere hacer la masa, añadirle unos taquitos de manzana y rematar colocando unas láminas de esta fruta por la superficie. ¡Queda espectacular!

Si a ti también te gustan los bizcochos con fruta, tienes que probar el bizcocho de pera que es facilísimo y está de vicio; el bizcocho de mango y yogur tiene un sabor tropical absolutamente delicioso; el bizcocho de plátano americano (banana bread) es un clásico de la repostería de ese país que gusta a todos y perfecto para usar esos plátanos que se quedan en la nevera y empiezan a ponerse más oscuros de lo habitual y el bizcocho de ciruelas rojas es muy jugoso y queda de diez.

Otros bizcochos con fruta que también gustan a todo el mundo son el bizcocho de frutos rojos, que es un básico que se puede hacer con cualquier fruto rojo que tengas en la nevera o congelador; el bizcocho de cerezas o cobbler de cerezas es una receta francesa original y muy sabrosa; el bizcocho de plátano y chocolate esponjoso es muy fácil y está de lujo y con el bizcocho de avena, zanahoria y naranja triunfas siempre que lo preparas. Vamos a por la receta del bizcocho de manzana.

Ingredientes del bizcocho de manzana:

* Para un molde de 24 cm de diámetro.

  • 3 manzanas.
  • 4 huevos.
  • 100 ml de leche.
  • 100 gr de azúcar.
  • 200 gr de harina.
  • 16 gr de levadura (1 sobre).
  • 100 gr de mantequilla.
  • 1 pizca de sal.

– Para el almíbar:

  • 4 cucharadas de azúcar.
  • 4 cucharadas de agua.

Preparación del bizcocho de manzana:

– Precalienta el horno a 180 ºC, calor arriba y abajo.

Bate los huevos con el azúcar hasta conseguir una mezcla que casi haya doblado su volumen y tenga un color blanquecino.

– Ahora, incorpora la leche y mezcla bien con el resto de ingredientes.

– A continuación, añade la mantequilla en pomada, es decir ablandada a temperatura ambiente, como si fuera una crema. Intégrala con el resto de ingredientes ayudándote de la varilla.

Echa la harina junto con la levadura, previamente tamizadas, e integra ambos ingredientes con una varilla realizando movimientos envolventes.

Pela las manzanas y elimina el corazón. Trocea una y media en taquitos y la otra y media restante en filetes finos (en forma de media luna), trata de que estos filetes no sean de más de medio centímetro de grosor.

Espolvorea un poquito de harina sobre los taquitos de manzana y mezcla muy bien ambos ingredientes. Después, intégralos con movimientos envolventes en la masa del bizcocho.

– Coloca un papel de horno en la base de un molde desmoldable de 24 cm de diámetro, engrásalo muy bien por todas partes con mantequilla o con aceite de girasol y, después, espolvorea una fina capa de harina sobre la mantequilla con ayuda de un colador. De esta forma luego podrás desmoldar el bizcocho sin problema. Puedes ver cómo realizar este procedimiento paso a paso en el artículo «Cómo desmoldar bien un bizcocho«.

– Ahora, vierte la masa del bizcocho de manzana en el molde y nivélala con ayuda de una espátula de cocina.

Coloca las rodajas de manzana que cortaste anteriormente sobre la masa de bizcocho, igual que se coloca en la tarta de manzana. Colócalas bastante juntas entre sí para que cuando crezca el bizcocho en el horno no se separen demasiado.

– Hornea el bizcocho de manzana a 180 ºC, calor arriba y abajo, durante 45 o 50 minutos o hasta que esté completamente cocido en el interior. Para saber si está listo, pínchalo con una brocheta y si sale seca, estará hecho. Si sale húmeda déjalo en el horno para que termine de hacerse.

– Cuando el bizcocho de manzana esté hecho, sácalo del horno y déjalo templar a temperatura ambiente antes de desmoldarlo, unos 10 o 15 minutos.

– Transcurrido ese tiempo verás que los bordes se han retraído ligeramente, es el momento de desmoldarlo y dejar que se enfríe por completo sobre la rejilla.

– Mientras tanto, prepara el almíbar: para ello echa en un cazo el agua y el azúcar y no remuevas. Cuando empiece a hervir déjalo espesar durante 2 o 3 minutos.

Pinta la superficie del bizcocho de manzana con el almíbar. Conseguirás que brille y tenga un toque dulce delicioso.

– Y ya solo te queda disfrutar de este exquisito bizcocho de manzana fácil y esponjoso.

Receta. Bizcocho de manzana 2

Más dulces con manzana que no te puedes perder:

4.7/5 (6 Reviews)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Otros contenidos interesantes