Pierna de pavo asada

5/5 (3 Reviews)

El pavo es el rey de las navidades, ya que muchas familias lo incluyen en sus menús festivos. Si no te atreves con uno entero, esta pierna de pavo asada te va a encantar.

Pavos, pavitas, pulardas, patos… las aves son las protagonistas de muchas mesas en Navidad. Sin embargo, hay veces que somos pocos en casa o que no nos atrevemos a asar una pieza entera por miedo a que quede seca o a que no termine de quedar en su punto.

Al asar solo la pierna, dejamos de lado las partes más secas de esta ave, que son las pechugas y las que más atención requieren para conseguir que queden en su punto exacto de jugosidad. Esta receta es sencilla y muy sabrosa, una buena forma de cocinar esta carne. A veces cocinamos solo los muslos, pero en esta ocasión hemos optado por una pierna completa, con muslo y contramuslo, y el resultado es una delicia. La carne queda tiernísima por dentro y muy jugosa y la piel crujiente. En la misma bandeja hemos añadido unas patatas, zanahoria y cebolla, por lo que la guarnición también la tenemos lista.

Si a ti también te gustan los asados para las comidas y cenas de Navidad, no te puedes perder el delicioso codillo asado con miel y mostaza, que es facilísimo de preparar y está de lujo; el redondo de cerdo asado es un clásico que no falla; el cochinillo asado crujiente es otro básico de las comidas festivas que queda con una carne hiperemelosa y una corteza crujiente; el cordero asado también es una delicia y un imprescindible en las comidas y cenas festivas; con el jamón al horno braseado con miel te marcas un clásico de la cocina americana que es un triunfo siempre; en el apartado de asados, el rosbif (o roast beef) es un infalible también, te proponemos uno a la mostaza de Dani García y la propuesta de Gordon Ramsay, ambas muy recomendables. Vamos a por la receta.

Ingredientes de la pierna de pavo asada para 3 personas:

  • 1 pierna de pavo de 1 kg de peso aproximadamente.
  • 2 patatas medianas.
  • 1 cebolla grande.
  • 2 zanahorias.
  • 1 ramita de romero fresco.
  • 200 ml de vino blanco.
  • 200 ml de agua o caldo de pollo.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Aceite de oliva.

Preparación de la pierna de pavo asada:

– Precalienta el horno a 160 ºC, calor arriba y abajo.

– En una bandeja apta para el horno, pon un chorrito de aceite de oliva y distribúyelo por la base con ayuda de un pincel de cocina (o de un papel absorbente).

Salpimienta muy bien el pavo por todas partes.

Coloca la pierna de pavo con la piel hacia abajo en la bandeja.

Pela las patatas y córtalas en cuartos o por la mitad (en función de su tamaño).

Pela las zanahorias y córtalas en bastones y haz lo mismo con la cebolla y córtala en juliana, es decir en tiras finas.

Distribuye las verduras por el lateral de la bandeja, junto al pavo.

Espolvorea sal y pimienta sobre las verduras.

Coloca la ramita de romero en la bandeja y riega todo con el vino y con el caldo o agua.

– Hornea la pierna de pavo durante 1 y 30 minutos a 160 ºC, calor arriba y abajo.

– Transcurrido ese tiempo, saca la bandeja del horno, dale la vuelta a la carne (para que se quede con piel hacia arriba) y riégala con los jugos del asado.

– Sube la temperatura del horno a 200 ºC, calor arriba y abajo, y cocina la carne durante 1 hora más. Cada 15 minutos ve regando la carne con sus jugos y si ves que se está quedando seca, añade más agua o caldo.

– Una vez lista, sácala del horno, trincha la carne y sírvela acompañada de las patatas, la zanahoria y la cebolla.

– Y ya puedes disfrutar de una deliciosa pierna de pavo asada.

¿Buscas más ideas para estas fiestas? No te pierdas nuestra selección de recetas para Navidad.

Más recetas de pavo que no te puedes perder:

5/5 (3 Reviews)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.