Entrantes y Aperitivos

Champiñones en salsa de vino blanco de Arguiñano

Estos champiñones en salsa de vino blanco son una guarnición perfecta para tus platos de carne. Una receta de Karlos Arguiñano muy fácil de hacer y deliciosa. ¡No te la pierdas!

Champiñones en salsa de vino blanco de Arguiñano

La verdad es que en casa somos amantes de las setas, especialmente de las silvestres que encontramos en el mercado en primavera y en otoño. Fuera de temporada solemos tomar bastante frecuentemente champiñones, generalmente elegimos la variedad portobello. Los usamos tanto para guarniciones, como para tomar de aperitivo, cocinados a la plancha, o para nuestros guisos.

En este caso te proponemos una guarnición perfecta, unos champiñones en salsa de vino blanco que se preparan en muy poco tiempo y que están de vicio. Son perfectos para acompañar una pieza de carne o de pescado.

Si a ti también te encantan los champiñones, tienes que guardarte todas las recetas que tenemos publicadas con este ingrediente: los champiñones rellenos de jamón son un aperitivo de lujo, los huevos rellenos de champiñones y gambas, una propuesta original para servir unos huevos rellenos diferentes (y muy festivos), el hojaldre de champiñones y bacon, otro de esos platos que te valen tanto para llevarlo al trabajo como para servirlo en una comida con amigos o familia, el clásico risotto de setas y champiñones, un arroz meloso con sabor a otoño que es irresistible, otra propuesta de aperitivo son los canapés de champiñones y huevos de codorniz, maravillosos, los canapés de champiñones con virutas de jamón una tapa de excepción y los champiñones al vino tinto, facilísimos (los hace el horno) y deliciosos. Vamos a por la receta.

Ingredientes de los champiñones en salsa de vino blanco para 4 personas:

  • 800 gr de champiñones portobello.
  • 2 dientes de ajo.
  • 1 cucharada sopera colmada de harina.
  • 200 ml. de vino blanco.
  • 200 ml. de agua.
  • Sal al gusto.
  • Aceite de oliva.

Preparación de los champiñones en salsa de vino blanco:

– En una cazuela amplia donde quepan todos los champiñones añade un chorrito de aceite de oliva y ponla calentar.

– Retira la piel de los dientes de ajo y pícalos en trozos muy pequeños.

– Cuando el aceite haya tomado temperatura, añade el ajo picado y cocínalo a fuego lento.

– Mientras tanto, limpia los champiñones. Para ello pasa un papel húmedo por la superficie, corta los pies y retíralos (puedes guardar los pies de los champiñones para hacer una crema o para usarlos para un caldo de verduras) y córtalos por la mitad.

– En el momento en que el ajo esté dorado, sube un pelín el fuego y añade los champiñones. Cocina todo junto durante un minuto, aproximadamente.

Incorpora la harina y da una vuelta a todo junto para que se cocine.

Riega con el vino y sube el fuego para reduzca el alcohol. Cocina durante un minuto más a fuego fuerte.
– Echa el agua, sala al gusto y cocina todo junto a fuego medio – bajo durante 8 o 10 minutos hasta que los champiñones estén tiernos y obtengas una salsa con cuerpo.

– Sírvelos bien calientes acompañados de una pieza de carne o de pescado, ¡a tu gusto!

– Y ya solo te queda disfrutar de estos deliciosos champiñones con salsa de vino blanco de Arguiñano.

Champiñones en salsa de vino blanco de Arguiñano - Tapa

Autor: Chipirón

Más recetas con setas que tienes que probar:

También puede interesarte ...

Sin comentarios

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.