Vasitos de crema café (sin horno)

5/5 (3 Reviews)

Estos vasitos de crema de café son facilísimos de preparar y no requieren horno. Un postre perfecto para los meses de calor que tienes que probar.

Receta. Postre de café

El dulce que te proponemos es una opción sencilla y muy rápida que te soluciona un postre en muy poco tiempo. Unos vasitos de crema de café muy ligeros que gustarán a todos.

Durante los meses de calor poner el horno es lo que menos apetece del mundo, pero eso no implica renunciar a disfrutar de un postre casero y rico. También es una época del año en la que los postres fríos cobran protagonismo. Esta receta cumple ambos requisitos: se toma bien fría y no hay que poner el horno para prepararla.

Es tan sencillo como hacer una crema con café soluble, repartirla en los vasitos que escojas, en nuestro caso hemos optado por servirla en tazas de café solo para darle una presentación original y dejarla de un día para otro (o al menos 4 o 5 horas) para que cuaje y enfríe. No tiene mayor secreto y está muy rica.

Si te gustan los postres en vaso, tienes que probar los vasitos de quinoa con chocolate y plátano, que son saludables y muy fáciles de hacer; los petit suisse caseros de fresa te recordarán a tu infancia a la primera cucharada; los vasitos de gelatina de naranja con yogur son ligeros e ideales para las épocas de calor; la tarta Oreo en vasitos es un triunfo entre los seguidores de estas populares galletas; los vasitos de queso mascarpone y membrillo son facilísimos de preparar y están de lujo; los vasitos tres chocolates en microondas una delicia y el yogur cremoso de chocolate es un clásico que no falla nunca. Vamos a por la receta de los vasitos de crema de café.

Ingredientes de los vasitos de crema de café para 5 o 6 unidades:

  • 200 ml de nata para cocinar.
  • 200 ml de leche.
  • 100 ml de agua caliente.
  • 2 cucharaditas de café soluble.
  • 2 hojas de gelatina.
  • 85 gr de azúcar.
  • Cacao en polvo y/o galleta en polvo para decorar.

Preparación de los vasitos de crema de café:

Hidrata las hojas de gelatina en un cuenco con agua helada. Déjalas en el agua muy fría para que se ablanden mientras preparas el postre.

Pon a calentar la leche y la nata a fuego medio-bajo -para que no se pegue- hasta que comience a hervir.

– Mientras tanto disuelve las 2 cucharaditas de café en el agua caliente.

– Cuando la leche y la nata comiencen a  hervir, añade el café y el azúcar. Mezcla bien hasta integrar todos los ingredientes.

– Vuelve a poner la cazuela al fuego y deja que se cocine todo junto un par de minutos.

– Pasado ese tiempo, retira la mezcla del fuego.

Escurre las hojas de gelatina bien, cogiéndolas con la mano y apretándolas para que eliminen el exceso de agua.

Añádelas a la cazuela y mezcla todo muy bien con ayuda de una espátula hasta que la gelatina se disuelva por completo.

Reparte la mezcla en vasitos y déjalos enfriar a temperatura ambiente tapados con film transparente.

– Una vez fríos, guárdalos en la nevera para que cuajen por completo.

– Es mejor tomarlos de un día para otro para que la crema de café solidifique totalmente y se enfríe.

– En el momento de servir, espolvorea un poco de cacao en polvo o galleta picada y disfruta de estos sencillos y sabrosos vasitos de crema de café.

Receta. Postre de café. Detalle

Recetas relacionadas:

Receta. Vasitos de crema de turrón
Receta. Cuajada de galleta
Receta. Yogur cremoso de chocolate

5/5 (3 Reviews)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.