Carnes

Solomillo a la cerveza negra

Este solomillo a la cerveza negra es un plato perfecto para una comida de fiesta. Con unas patatas como guarnición, conseguirás un segundo de lujo con muy poco esfuerzo.

Receta. Solomillo a la cerveza negra
Este plato de solomillo a la cerveza negra lo hemos preparado con solomillo de cerdo y queda realmente espectacular. La carne de cerdo adquiere un toque dulce y queda exquisito. También se puede hacer con ternera, solo que hay que controlar muy bien el punto de la carne, para que no se pase.

Nuestra guarnición han sido unas patatas que hemos cocido primero y luego hemos guisado con la salsa y la carne para que se impregnen de los sabores. ¡Te va a encantar! También puedes apostar por el clásico puré de patatas cremoso o por unas patatas sauté o patatas salteadas, otras dos guarniciones con las que siempre, siempre aciertas.

Si te gustan las recetas con solomillo de cerdo, no puedes dejar de probar el solomillo de cerdo envuelto en bacon de Martín Berasategui, una receta facilísima y con la que la carne queda tierna y en su punto exacto de cocción, ¡superjugosa!; el solomillo de cerdo al pedro ximénez es otro plato donde se combina esta pieza de cerdo con el dulce del vino pedro ximénez y que está para empezar y no parar; el solomillo de cerdo al cava es una receta fácil y muy vistosa que funciona siempre; con el solomillo Wellington te marcas un clásico de la cocina británica y sorprendes a todo el mundo. Vamos a por la receta.

Ingredientes del solomillo a la cerveza negra para 6 personas:

  • 2 solomillos de cerdo.
  • 1 cebolla grande.
  • 330 ml. de cerveza negra.
  • 1 cucharadita de canela.
  • 1 cucharadita de jengibre en polvo.
  • 4 cucharadas de azúcar.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • 6 patatas medianas.
  • Aceite de oliva.

Preparación del solomillo a la cerveza negra:

Cuece las patatas con piel en abundante agua hirviendo con sal hasta que al pincharlas con una brocheta veas que están tiernas, unos 20-25 minutos (depende del tipo de patata que utilices). Si utilizas la olla exprés tenlas 5 minutos desde que comience a salir vapor, despresuriza y comprueba cómo están. Si aún están algo duras, déjalas cocer un ratito más ya con la olla destapada.

– Una vez listas, colócalas en un escurridor, echa agua fría sobre ellas y pélalas. Después, resérvalas.

– Mientras tanto, pon a calentar un chorrito de aceite de oliva en una cazuela amplia.

Trocea cada solomillo en cuatro ó cinco tacos, dependiendo del tamaño del solomillo.

– Cuando el aceite esté caliente, sella los tacos de solomillo por todas partes a fuego vivo.

– Después retíralos de la cazuela y resérvalos.

Pela  y corta la cebolla en juliana, es decir en tiras finas, y añádela a la cazuela. Baja el fuego y deja que se poche a fuego medio. Ten cuidado de que la cebolla no se queme.

– Cuando la cebolla esté transparente, sube el fuego y añade la cerveza poco a poco para no bajar la temperatura.

– En el momento en que tengas toda la cerveza en la cazuela y esté hirviendo, baja el fuego y añade el azúcar, la canela y el jengibre.

Deja que cueza a fuego bajo durante 30 minutos aproximadamente para que vaya espesando y la cebolla se vaya caramelizando poco a poco.

– En ese momento, añade los tacos de solomillo y las patatas y deja que se cocine todo junto durante 10-12 minutos más o hasta que la carne esté en el punto que te guste. Dale la vuelta de vez en cuando tanto a la carne como a las patatas para que se vayan glaseando.

Sirve el solomillo acompañado de las patatas y la cebolla y riégalo con la salsa.

– Y ya solo te queda disfrutar de este delicioso solomillo a la cerveza negra. 

¿Preparando las comidas y cenas de navidad? ¡No te pierdas nuestro especial Recetas para Navidad!

Autor: Cigalita

Más recetas con carne de cerdo que tienes que probar:

También puede interesarte ...

Sin comentarios

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.